Blog

Rashel Diaz / Belleza  / El secreto de las miradas: cómo cuidar nuestras pestañas

El secreto de las miradas: cómo cuidar nuestras pestañas

Las pestañas son el secreto de una mirada impresionante. Cuando son largas y pobladas dan un aire intenso y más expresivo, además de transmitir cuidado, salud y belleza.

No sólo cumple una función estética, su verdadera importancia recae en que protegen nuestros ojos de partículas externas que pueden dañarnos y filtran la luz solar para evitar la irritación. Al igual que el cabello, es normal que se caigan, pero también es posible evitarlo.

Hay un sinfín de recetas de las abuela para tratarlas y productos para maquillarlas. Sin embargo, muchas veces nos pueden perjudicar y debilitar su raíz. Buscar fortalecerlas es la meta número uno y si quieres hacerlas crecer, practica estos consejos:

¡Inténtalo!

  • Cuando te desmaquilles, hazlo también en tus pestañas con delicadeza. Cuando colocas mascara se endurecen, después se quiebran y caen fácilmente. Con un algodón puedes limpiarlas dejándolo reposar por unos segundos sobre el párpado y luego deslizarlo desde la raíz hasta las puntas.
  • Cepíllalas a diario con un peine especial para remover suciedades y darles forma.
  • No abuses del rizador porque las debilita. Todo en exceso hace daño, aunque siempre queramos mantenerlas curvas y voluminosas. Rízalas en tres partes con mucho cuidado y nunca presiones mucho en la base donde nacen. Aléjate de los rizadores térmicos. El calor las daña mucho más y los resultados pueden ser caóticos.

  • Cuando uses rímel no apliques muchas capaz porque les añades peso y ten en cuenta que los waterproof son los más difíciles de quitar. Nunca bombees el cepillo de la mascara dentro del tubo porque entra aire y se seca el producto. Cuando esto te pase calienta un poco de agua, colócala en un vaso y pon dentro el envase. Luego de 10 minutos ya estará otra vez suave y manejable.
  • Huméctalas como tu cabello. También es bueno hacerles un cariño para que se nutran. Antes de dormir, aplícales un poco de aceite de ricino o de almendras y después de unos días empezarás a ver cambios. También puedes usar manzanilla o vaselina.
  • Hay alimentos que te pueden ayudar a fortalecerlas son las naranjas, las zanahorias y la miel.

¿Están de acuerdo? ¿Qué otros consejos agregarían chicas?

Comentarios