Blog

Rashel Diaz / Belleza  / ¡Cutis de 10! Con estos tips podrás lucir un rostro perfecto

¡Cutis de 10! Con estos tips podrás lucir un rostro perfecto

No importa cuánto cuidemos nuestra piel, los poros abiertos siempre pueden aparecer y hacer que las imperfecciones se noten muchísimo más. Cuando vemos esos puntos abiertos en nuestro rostro empezamos a maquinar qué podemos hacer para mejorarlos. Seamos sinceras, no hay maquillaje que les gane.

Cuando tenemos los poros dilatados, nuestra piel se ve apagada y deteriorada. Normalmente, las que más los padecen son las personas de piel mixta a grasa. Pueden causar problemas de acné y puntos negros en la zona T de la cara (nariz y frente).

El estrés, el sol, una mala alimentación, deshidratación y también la genética son algunas causas que los pueden provocar. Y mientras más mayores seamos, más difícil es cerrarlos, así que toma tus previsiones desde ahora para que no te arrepientas después. Sigue estos consejos y poco a poco irá mejorando la apariencia de tu rostro:

Rutina nocturna

Cuando hay polvo del maquillaje, grasa o aceites obstruyendo nuestros poros, es posible que se inflamen y aumenten su tamaño. Por eso, cuando dormimos debemos dejar que nuestra piel respire. Utiliza un jabón especial para la cara y tu tipo de piel después de desmaquillarte cada noche. Lávate con agua fría y luego colócate un buen tónico para refrescar. Además, una buena idea es practicar ejercicios de gimnasia facial para tonificar los músculos y evitar arruguitas prematuras, ¡es genial!

Si te vas a exfoliar

Son maravillosos para eliminar las células muertas. Busca un exfoliante suave y úsalo por lo menos, tres veces a la semana. Recuerda que abusar de ellos puede irritarte y lastimar los poros. Una buena opción es mezclar dos cucharadas de bicarbonato, que ayuda a combatir el acné y dos de agua tibia. Haz movimientos circulares por unos minutos y luego retira con agua fría.

Baño de vapor

Abrirá todos tus poros y te facilitará la limpieza de las partículas que quedan atrapadas en lo más profundo, además es genial para liberar las vías respiratorias. Puedes hervir agua en una olla y luego colocar tu cara a una distancia prudente con un paño sobre tu cabeza o simplemente abrir el agua caliente y empañar todo tu baño mientras te duchas. Eso sí, ten cuidado con no quemarte.

Prueba mascarillas

Utilízalas luego de tus baños de vapor o una vez a la semana. Como tus poros ya están abiertos, los efectos de cualquier tratamiento serán mejores. Hay muchas que te puede beneficiar, pero algunas de las mejores son:

  • Yogurt porque el ácido láctico ayuda a controlar las bacterias del acné. Sólo necesitas dos cucharadas de yogurt. Colócalo en tu cara y déjalo actuar por 15 minutos.
  • Arcilla porque absorbe el exceso de grasa. Hay tres tipos para usar como cosmético: blanca, verde y roja. Escoge una, mézclala con un poco de agua hasta que quede pastosa y unas gotitas de aceite de coco. Déjala por 20 minutos para retirar con agua tibia.
  • Sábila para tonificar y proteger de los agentes externos. Corta una penca mediana y extrae los cristales. Sí, huele feo y se sienten babosos, pero pásalos por tu cara y espera a que se seque para que tu piel absorba ese líquido antes de lavarte.
  • Clara de huevo porque rejuvenece y destapa nuestros poros. Sólo necesitas batir una clara y extenderla en una capa fina. Espera 20 minutos y con agua tibia, retírala.

Utiliza hielo

El frío provoca un efecto tensor en la piel, estimula la circulación y reduce la producción de grasa en la piel por períodos cortos de tiempo. Toma un cubito de hielo de tu nevera y pásalo por tu rostro por uno segundos, no más de 30 porque puedes terminar quemándote. Verás cómo mejora la apariencia de tu cutis.

Pañitos de limón y piña

Mezcla el jugo de las dos frutas y empapa una toallita, colócala en tu cara por un minuto y luego límpiate con agua fría. El limón y la piña tienen propiedades naturales que reafirman la piel, aclaran y purifican. Si tu piel es sensible y temes que el cítrico te dañe, puedes usar un poco de crema humectante para evitarlo.

¿Tienes más consejos? Puedes compartirlo en los comentarios.

Comentarios