Blog

Rashel Diaz / Blog  / ¡Sé tu mejor versión! 5 consejos para convertirte en un líder

¡Sé tu mejor versión! 5 consejos para convertirte en un líder

No te ha pasado que de repente ves a algún compañero de trabajo o estudios y dices ¡wow quisiera ser como él! Seguramente es porque viste en esa persona algunas cualidades singulares que llamaron tu atención. Las aptitudes que hacen que esa persona sea un líder.

El carisma, el compañerismo, ser respetado, o comunicativo son algunas de las cosas que te hacen admirar a una persona. Cuando estás en televisión siempre recibes comentarios de algunas personas que ven en ti esas cualidades. Y aunque no lo creas, esto no es exclusivo de algunos pocos ¡tú también puedes ser un líder! sólo debes buscar dentro de ti.

Y quizá me dirás “oye Rashel, ¿y para qué me va a servir esto?”, la verdad es que puedes aplicarlo en muchos ámbitos de tu vida. En tu familia, trabajo, en tu vecindario o hasta con un grupo de amigos. Porque ser un líder es tener la capacidad de poder trabajar en equipo, guiar y tomar decisiones.

Lo más bonito de ser un líder es que puedes sacar la mejor versión de ti y ponerte en los zapatos de otras personas. Por eso, si quieres empezar a despertar ese liderazgo que está en tu interior, puedes tomar en cuenta estos consejos:

Escucha y comunica

Una de las formas de comenzar a liderar, es escuchando a cada persona que está a tu alrededor. Esto hará que empiecen a confiar en ti y haya una comunicación más efectiva.

Hay algo muy bonito que muchos pasamos por alto y es que en el hogar es el primer lugar donde somos líderes. Sobre todo cuando eres madre o padre, porque tus hijos ponen una gran confianza en ti y debes escucharlos para ayudar a resolver sus situaciones.

También es importante saber que “no es lo que dices, sino cómo lo dices”, teniendo una cercanía con las personas y comunicando de buena manera, se logra que todo el trabajo sea mucho más fácil.

Trabaja en equipo

Algo que está muy ligado a la comunicación es el trabajo en equipo, porque no se puede ser un líder si todas las decisiones las tomas tú, o el trabajo recae sólo en ti. Por eso es importante delegar y darle importancia a los demás miembros del equipo, para que se sientan parte de él.

¡Apóyalos, ayúdalos y aliéntalos! Cuando tus compañeros hagan alguna tarea bien ¡felicítalos! Es importante el reconocimiento, porque un buen líder también lleva a otros a serlo.

Da el ejemplo

Un líder suele ser esa persona que admiras y respetas. Pero ese respeto sólo se gana cuando haces las cosas bien. Llegas temprano al trabajo, hablas con un tono adecuado, colaboras o eres responsable en tus tareas.

Dar el ejemplo es demostrarle a las personas que están a tu alrededor, que sí se puede llevar acabo una tarea o que se pueden cumplir las actividades.

Controla tus emociones

Si algo no está saliendo como esperas, es muy fácil desesperarse y llegar al límite. Pero la forma más sencilla de resolver las situaciones, es respirando profundo y pensando con claridad.

Esto ayudará a tratar de la mejor manera a los que lideres y que se tomen las mejores decisiones.

¡Sonríe!

Aunque no lo creas, esta es una de las grandes cualidades de un líder. Sonreír hace que las personas confíen en ti. 

Mantenerte optimista logrará que todos se motiven y las cosas se haga más fáciles de llevar.

 

¿Te identificas con alguna de estas cualidades? Entonces es momento de sacar el líder que hay en ti.

Comentarios